Una mujer falleció en horas de la mañana del domingo en el Hospital Regional, después de intentar reanimarla. Se conoció que la joven de 27 años, madre de dos hijos, había ingresado con signos vitales bajos y el deceso se habría producido durante la llegada al centro de salud. A pesar de las maniobras de resucitación llevadas a cabo dentro del Hospital, no pudieron reanimarla.

Luego de eso, se inició una investigación por averiguación de la causa de muerte, que se produjo en el traslado desde un domicilio de calle los Abedules hasta el hospital regional. En forma preventiva se realizó un allanamiento en el domicilio referido, secuestrándose entre otras cosas estupefacientes, aprehendiéndose al sujeto que la acompañaba, un hombre de 36 años.

Sobre el cuerpo de la víctima se practicó necropsia, constatándose que no presentaba ninguna sospecha de criminalidad sobre su superficie corporal, como lesiones ofensivas o defensivas, o indicadores de abuso sexual, entre otros indicios. Asimismo, en el curso de la investigación se determinó que la víctima solía consumir el tipo de estupefacientes que se constataron en el domicilio.

Durante la mañana del martes, se le otorgó la libertad al único implicado en la causa. Al mismo, se le ordeno prohibición de salida del país y de comparecer ante la comisaría más cercana a su domicilio los días lunes, miércoles y viernes, luego de prestar declaración informativa en los términos del art. 318 del CPP, hasta tanto se agregue el informe de laboratorio, donde se podrá corroborar o no la sospecha inicial que la causa de muerte se encuentra vinculada con el consumo o abuso de estupefacientes y que no existiría responsabilidad dolosa o culposa de esta persona en el desenlace fatal.

Comentarios